Automotriz: el negocio más antiguo de Mirgor que apunta a la innovación

Martín Negroni, Gerente Ejecutivo Comercial para el negocio automotriz de Grupo Mirgor, describe cómo es el mercado y cuáles son los principales proyectos, con la movilidad sustentable y la innovación como principales focos.

Con 40 años de experiencia, Mirgor pisa fuerte en el mercado automotriz, un negocio BTB en el que abastece a las principales terminales que fabrican en el país. Es, de hecho, el negocio más antiguo de la compañía, sus inicios fueron como empresa autopartista.  Se concentró en la fabricación de sistemas de climatización, pero con el paso del tiempo se volcó también al desarrollo y a los equipos de infotainment y módulos de electrónica para la industria.

Para Martín Negroni, Gerente Ejecutivo Comercial para el negocio automotriz de Grupo Mirgor, en los últimos años todo lo que tiene que ver con infotainment tuvo una evolución enorme: pasó de la radio totalmente independiente del auto a todo un sistema de altísima tecnología, que es una interfaz entre el vehículo y el usuario. “Genera interacción con el conductor para facilitar datos del vehículo, trabajan en base Android como un celular, tienen CarPlay y Android Auto para su interfaz y esa integración se va dando en forma muy rápida. Al principio lo veíamos en alta gama y hoy se va generalizando”, asegura el ejecutivo. Un claro ejemplo de la evolución tiene que ver con el GPS: hasta hace unos años era un diferencial, hoy va en desuso y los usuarios piden que el sistema pueda correr aplicaciones como Waze o Google Maps. “Todo tiende a la sencillez y a generar mayor valor agregado para el usuario. Hoy es muy importante que la interfaz sea buena, rápida y que tenga tecnología óptima”, refuerza Negroni.

En cuanto a infotainment y módulos electrónicos, es un trabajo muy a medida de cada cliente, entre los que se destacan terminales como Toyota, Fiat, Volkswagen y PSA Peugeot Citroën. En tanto, en sistemas de climatización trabaja con General Motors, Ford y Mercedes Benz. “Tenemos proyectos con todas las empresas, porque la parte de electrónica va tomando una preponderancia grande y vemos que las terminales están ávidas por buscar componentes locales”, asegura.

En este sentido, Mirgor trabaja para mantener sus plantas en Tierra del Fuego con tecnología de punta y con los más altos estándares de calidad. Recientemente obtuvo la certificación IPC 3, que permite producir componentes electrónicos y placas para la industria aeroespacial. “Eso nos permite ganar mucha competitividad: hay muy pocas empresas en el mundo que lo obtienen”, asegura.

Nuevos proyectos

Para octubre de 2023, Mirgor espera inaugurar una nueva planta en Baradero, Provincia de Buenos Aires, para la producción de piezas plásticas especiales de apariencia para la industria automotriz y se combinarán luego con sensores y módulos electrónicos de alta complejidad, producidos en las plantas de Mirgor en Río Grande, Tierra del Fuego. El montaje final de ambas partes y la entrega a terminales automotrices se hará desde Baradero.

Además, otro gran foco de trabajo es la movilidad sustentable, uno de los segmentos de más rápido crecimiento no solo en la Argentina sino también a nivel mundial. De cara a 2023, Mirgor trabaja para presentar al mercado productos que apunten a darle una integración importante a la electrónica en vehículos que hoy no lo tienen, como bicicletas o monopatines. “Todo lo que tiene que ver con infotainment, pero llevado a una unidad de movilidad sustentable y liviana es lo que vemos como gran tendencia a futuro”, adelanta el ejecutivo.